Acogida a Familias


Este servicio es un recurso consolidado que cuenta con una oficina por parroquias y tiene una amplia trayectoria y considerado como un proyecto necesario e imprescindible. Desde él, se presta la primera atención a las personas que acuden a Cáritas, donde se valoran las necesidades de la persona o familia, se concreta la intervención y se hace el seguimiento.

Desde ese conocimiento, se trabaja para la mejora del nivel de bienestar de la familia, desde su participación en la resolución de sus conflictos individuales o colectivos, y elaborando con ellos el itinerario de inserción.

Cáritas trabaja con personas en situaciónes diversas, tiene centros y proyectos diferentes, pero todas nuestras intervenciones se mueven desde unos mismos criterios y valores: